<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=1441829102512164&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

Coaching in situ mediante observaciones informales

27 Nov 2019 by Mamie Morrow

¡Hola, fanáticos del deporte! ¿No les encanta ver a sus jugadores favoritos anotando puntos en un juego importante y haciendo que parezca tan fácil y natural?
Obviamente, sabemos que en el deporte nada es tan fácil, incluso para los atletas dotados de un talento natural. Una de mis frases favoritas es la que dijo la estrella de la NBA Kevin Durant: “Cuando el talento no trabaja duro, el trabajo duro le gana al talento”. La práctica deliberada y constante es la clave del éxito de cualquier atleta. Sin embargo, hasta los atletas de elite se apoyan en sus consultores deportivos para mejorar su juego. Los jugadores necesitan que su consultor los ayude a identificar sus fortalezas e incrementar su talento a medida que mejoran sus habilidades en las áreas que representan un desafío. Para lograr todo esto, los consultores deportivos pasan muchas horas observando a los atletas mientras practican, les hacen comentarios en tiempo real sobre su desempeño, realizan un desglose de las habilidades para perfeccionarlas y los motivan a seguir intentando alcanzar sus objetivos.

¿En qué se asemejan los consultores educativos a los deportivos?

Del mismo modo que los consultores deportivos ayudan a los atletas a perfeccionar su juego, los consultores educativos ayudan a los maestros a perfeccionar el arte de la enseñanza. Y al igual que los consultores deportivos necesitan pasar tiempo en el campo de juego, los consultores educativos necesitan visitar las aulas de los maestros a los que asesoran para observarlos mientras ponen en práctica ciertas técnicas de enseñanza y para hacerles comentarios constructivos sobre su desempeño. Los puntajes CLASS son sumamente útiles para proporcionar información algunas veces al año. Sin embargo, los puntajes formales son apenas una pieza del rompecabezas del desarrollo profesional. Los maestros también necesitan contar con apoyo en tiempo real, in situ y basado en su desempeño real. Este tipo de apoyo en tiempo real es posible gracias a las observaciones informales de rutina. 

¿Qué son las observaciones informales?

Las informaciones informales son muy diferentes de las observaciones CLASS, las cuales requieren de una certificación, hojas de puntaje oficiales y la asignación de códigos para cada ciclo. La observación informal está a cargo de un consultor, que se enfoca exclusivamente en los comportamientos reales de los maestros por un total de 10 a 30 minutos. El consultor recaba evidencia específica y objetiva sobre lo que dice y hace el maestro y la forma en que responden los niños en el momento. Luego, el consultor se reúne con el maestro para compartir notas, analizar sus fortalezas e identificar sus comportamientos eficaces. Juntos analizan cómo lograr que las interacciones eficaces sean mejores, más prolongadas y más frecuentes y buscan estrategias para que el maestro pueda tener este tipo de interacciones con más niños. Además, desarrollan un plan de acción para la práctica en el aula y acuerdan cuándo realizar la siguiente observación informal con comentarios para continuar, de esta manera, el ciclo de aprendizaje del maestro.

¿De qué manera utilizan los consultores la observación informal?

El nuevo formulario de observación informal es muy fácil de usar y se puede descargar y fotocopiar para utilizarlo en clase. Antes de realizar esta breve visita al aula, el maestro y el consultor deben acordar cuál será el enfoque de la observación informal y cuándo se realizará. Durante la observación, el consultor debe utilizar el formulario para tomar notas detalladas en todo momento sobre lo que hace y dice el maestro y la forma en que responden los alumnos a distintos tipos de interacciones. El consultor debe detectar ejemplos de momentos eficaces y puede incluir algunas oportunidades de crecimiento. Luego de la observación, el consultor debe tomarse unos minutos para pensar preguntas que ayuden al maestro a reflexionar sobre su desempeño y la respuesta de los niños y analizar, así, la importancia de las interacciones eficaces para el desarrollo social, emocional y cognitivo de los niños. Finalmente, tanto el maestro como el consultor deben tener una reunión breve para debatir juntos sobre la observación, la reflexión, las preguntas y los próximos pasos a seguir.

A continuación, encontrará un ejemplo de cómo utilizar el formulario de observación informal:

Spanish.InformalObs

 

¿Cómo puedo reforzar la reflexión significativa y planificación colaborativa de los próximos pasos a seguir?

Una de las mejores formas de saber cómo reforzar la reflexión y la planificación colaborativa es consultar el manual CLASS. Para saber de qué manera la herramienta CLASS puede reforzar la reflexión y la planificación, conectemos los comportamientos de coaching eficaces con las dimensiones CLASS de preescolar. Reflexionar sobre nuestro trabajo con otra persona es una tarea que implica cierta sensibilidad. Se requiere una relación maestro-consultor positiva y de mucha confianza (PC) y una gran cantidad de sensibilidad por parte del consultor (TS) para inspirar a los maestros a asumir el riesgo de compartir sus reflexiones, ideas y opiniones más sinceras. Para aprovechar al máximo el poco tiempo que tienen con el maestro, los consultores deben tomarse su tiempo para planificar qué notas compartir (enfocándose en algunos ejemplos de marcadores de comportamiento) e identificar las preguntas de reflexión (P). Durante la conversación posterior a la observación, se debe preguntar a los maestros “por qué” y “cómo” y se les debe dar la oportunidad de pensar y planificar (CD) estrategias para mejorar aún más ciertas interacciones, enfocándose en lograr que estas sean mejores, más prolongadas, más profundas y más frecuentes (en nuevas ocasiones y con más niños). Los consultores deben repetir y extender (LM) las ideas de los maestros e idear (QF) los próximos pasos para promover el desempeño exitoso de nuevos y mejores métodos de enseñanza por parte de los maestros.

Los maestros necesitan recibir apoyo en el aula de la misma forma que los atletas mientras practican un deporte. El aula es el campo de juego de los maestros, y por eso necesitan que los consultores estén ahí cuando pongan en práctica nuevas estrategias y comportamientos. Los maestros también merecen recibir comentarios en tiempo real sobre su desempeño, qué áreas de su desempeño funcionan y cuáles requieren más tiempo para desarrollarse. Pero, sobre todo, los maestros necesitan que los consultores los ayuden a comprender por qué es importante lo que hacen y de qué manera impacta positivamente en los alumnos. Nuestro formulario de observación informal se creó como un apoyo para los consultores. Así que imprímalo, tome un lápiz y póngase su abrigo favorito. ¡Hay un practicante que espera a su consultor!


Originalmente en ingles: https://info.teachstone.com/blog/coaching-through-informal-observations

Descargue el formulario de observación informal